Descripción del proyecto

Edificio Oliva

Edificio para 7 viviendas, oficina y local comercial

Estado En proceso
Proyecto Miguel Monteagudo Pazo

Memoria descriptiva

El proyecto surge de la necesidad del encaje de las necesidades de vivienda colectiva contemporánea en el parcelario tradicional de la zona central de Pontevedra, en el entorno de la Iglesia de la Virgen Peregrina.

La propuesta realizada rememora la historia de la rúa Oliva, no sólo de un edificio sino también de un barrio y de una ciudad. La tipología de las viviendas que predominaban en esa época era de planta baja y planta primera o planta baja y planta primera y segunda, con uso de comercio en las plantas bajas y vivienda en las plantas superiores. También se puede observar en las ilustraciones e imágenes de la época como la mayoría de las fachadas pétreas se componían de una combinación de balcones individuales o corridos en las y galerías de madera en las plantas destinadas a vivienda.

Leer más

Se mantiene la fachada tradicional con variaciones necesarias para adaptarnos al cumplimiento de la normativa vigente para vivienda, y también las alturas de forjado preexistentes.

La fachada principal existente se caracteriza por tres plantas de galería, aunque solo la superior está elaborada en madera y consideramos mantenerla por su valor constructivo. Las plantas primera y segunda se disponen con balcón corrido y abriendo los nuevos huecos en la huella de los huecos subyacentes. La colocación de celosías de lamas replegables protegen la intimidad de los inquilinos y cierran la fachada como recuerdo de la preexistencia.
La planta baja se libera en su totalidad para posibilitar el escaparate del local comercial y acceso al portal de las viviendas, que comparten zaguán.

Por la longitud de la parcela, se genera un patio que ilumine interiormente y parta en dos la planta, imponiendo así la colocación de los núcleos de escaleras en dicho punto.

Se obtienen 5 viviendas de dos dormitorios, una oficina y 2 áticos de estancia única, liberando el bajo para local comercial y construyendo un sótano para resolver las necesidades de trasteros e instalaciones del inmueble.

La planta de cada vivienda se organiza en torno a una pieza central a modo de distribuidor, que permite el acceso a los baños y libera la fachada para la estancia principal y el dormitorio de mayores dimensiones. Tendedero y dormitorio secundario se trasladan a la parte interior y la cocina se instala a continuación del espacio de estar, unida al mismo.

En bajo cubierta, se adapta el esquema a una estancia única diáfana con una pieza-mueble que recoge las estancias húmedas hacia la medianería. La cota de acceso se baja respecto a las terrazas y la fachada original para regularizar las alturas de planta y encajar las comunicaciones verticales sin reducir el patio interior.

Ver más información sobre el proyecto >